Drones para proteger bosques

A través del programa Pueblos, Clima y Bosques de ICCO Cooperación, jóvenes de la Reserva de Biósfera Maya se entrenan en el uso de drones para monitorear y proteger sus bosques.

ICCO Cooperación, en unión estratégica con la Alianza Mesoamericana de Pueblos y Bosques (AMPB), apoya a comunidades en Petén, Guatemala, en sus esfuerzos por manejar sosteniblemente nueve concesiones forestales comunitarias en la zona de uso múltiple de la Reserva de Biósfera Maya, la mayor superficie de bosque tropical que aún existe en América Central.

Estas comunidades, organizadas en la Asociación de Comunidades Forestales de Petén (ACOFOP), fortalecieron las capacidades de su Red de Monitoreo Comunitario con talleres de manejo de drones, realizados en Noviembre y Diciembre de 2016.  En los talleres, 
las y los jóvenes miembros de la red aprendieron a construir y a ensamblar drones, y participaron en sesiones prácticas de sobrevuelo en el bosque. También recibieron nociones introductorias sobre el uso de drones y la incursión de esta tecnología en diferentes campos y disciplinas.  

El objetivo final es que las comunidades lleven un control más inmediato y eficiente de lo que sucede en los territorios boscosos para así prevenir amenazas como tala ilegal, ocupaciones de tierra e incendios forestales. Al construir y ensamblar sus propios drones, las comunidades podrán  acceder a esta tecnología a un menor costo.  

Jenifer Cambranes – Navarijo,  una joven ambientalista de Petén,  participó en los talleres. “Para nosotros muy innovador involucrarnos en esto y nos sentimos muy motivados. Esto será muy útil porque esperamos trabajar con drones en nuestras comunidades”, expresó.

Los talleres de drones son parte de un proyecto mesoamericano de ICCO y la AMPB que busca crear unidades de control y vigilancia territorial en comunidades forestales y Pueblos Indígenas.